Los Estados federados apuestan por los cascos balísticos de titanio para sus policías de patrullaje

Subtítulo:
Casco de titanio HOPLIT F1200 de ULBRICHTS Protection.

  • Un concepto probado en cada vez más Estados federados: dos cascos balísticos de titanio por cada coche patrulla
  • Los cascos de titanio ofrecen una protección eficaz contra los tiroteos en ataques terroristas y homicidas, así como en caso de escaladas de violencia, como la que tuvo lugar en la cumbre del G20 en Hamburgo
  • El fabricante ULBRICHTS Protection suministra un concepto de casco de titanio probado en intervenciones y especialmente destinado a policías de patrullaje

Schwanenstadt (Austria) – 12 de los 16 Estados federados alemanes han optado por adquirir cascos protectores balísticos para sus policías de patrullaje. Alrededor del 90 por ciento de los cascos adquiridos proceden de los especialistas austriacos en cascos de titanio balísticos ULBRICHTS Protection. Los ministros de interior de los Estados federados y los presidentes de la policía han presentado al público en varias ocasiones durante las últimas semanas los cascos de titanio de ULBRICHTS como parte de sus iniciativas de protección. Actualmente, más Estados federados están considerando comprar cascos balísticos para su uso en servicios de patrullaje. También en Austria y en algunos cantones suizos se está ampliando el equipo de protección individual del cuerpo de patrullaje incorporando cascos de titanio balísticos. Asimismo, la República Checa, Francia, Finlandia y otros países europeos están estudiando esta posibilidad. Estas iniciativas de aprovisionamiento tienen como telón de fondo los ataques terroristas ocurridos recientemente, que han llevado a reevaluar la situación de amenaza y a adaptar los enfoques de intervención y equipamiento. A esto se añade la relevancia de la cuestión de ofrecer una mayor protección a los policías en servicio, sobre todo teniendo en cuenta la escalada de violencia que tuvo lugar en la cumbre del G20 de este año, celebrada en Hamburgo.

Una mayor protección para los agentes de primera intervención
Poco después de una llamada de emergencia, normalmente son los policías de patrullaje los que primero acuden al lugar de los hechos (agentes de primera intervención). Numerosos escenarios de intervención, en especial los ataques homicidas o terroristas, no permiten esperar a que llegue el grupo operativo especial. De ahí que nuevos conceptos de intervención prevean una actuación inmediata. Una gran amenaza son los disparos de proyectiles a corta distancia. Esto ocurre tanto en ataques homicidas como terroristas, así como en intervenciones mucho más habituales en las que se portan armas de fuego sin que haya un móvil terrorista, como en atracos. Los cascos de titanio brindan una protección eficaz contra disparos directos hechos con una ametralladora, por ejemplo. El material impide que quien lleva el casco resulte herido de gravedad o muerto debido a la deformación del casco. Los cascos de ULBRICHTS cumplen los requisitos técnicos de la Directiva técnica «Technische Richtlinie (TR) – Gesamtsystem Ballistischer Schutzhelm 05/2010», reconocida en toda Europa. Esta directiva tiene en cuenta no solo la efectividad para detener los proyectiles sino también, según las directrices VPAM HVN 2009 (Vereinigung der Prüfstellen für angriffshemmende Materialien und Konstruktionen), el «efecto traumático». Este término hace referencia a las lesiones mortales que pueden surgir como consecuencia de la deformación del casco aun cuando este hubiera detenido el proyectil. Los cascos de titanio también ofrecen protección frente a explosiones, puñaladas, golpes y sustancias químicas. Por otro lado, todos sus componentes son ignífugos. El sistema interno del casco se puede ajustar con precisión al usuario con un movimiento de la mano accionando el mando rotatorio desde fuera. De este modo se puede ajustar el «casco de primera intervención» a 14 tamaños de cabeza diferentes en pocos segundos.

Casco de titanio HOPLIT de ULBRICHTS Protection
Con el HOPLIT, ULBRICHTS Protection ofrece un casco protector balístico que protege eficazmente a los policías de patrullaje en caso de ataque homicida o terrorista, por ejemplo. En servicio, HOPLIT brinda el mismo nivel de protección antes reservado a las unidades especiales. No obstante, al estar hecho especialmente a la medida de las necesidades de los policías de patrullaje, el HOPLIT es mucho más ligero que los grandes cascos del grupo operativo especial. Además de con el sistema Quick Size para una regulación rápida del tamaño, los cascos de titanio HOPLIT se suministran opcionalmente con un adaptador de visera y con distintas viseras balísticas. Elegir una variante híbrida (de aleación de titanio y aramida) puede ofrecer una protección antiproyectiles y antifragmentación todavía mejor. Los cascos de titanio de ULBRICHTS Protection destacan por su nivel de protección superior, su gran comodidad y su larga vida útil.

Acerca de ULBRICHTS Protection
ULBRICHTS Protection, de Schwanenstadt (Austria), es una división de ULBRICHTS Witwe GmbH que fabrica cascos balísticos de titanio y titanio-aramida (híbridos). La cartera internacional de clientes de la empresa incluye fuerzas especiales de la policía y otras fuerzas policiales y militares. ULBRICHTS Protection es uno de los operadores más experimentados del sector de la protección balística de la cabeza. En los cincuenta del siglo pasado la empresa ya empezó a fabricar cascos balísticos de acero. A partir de los noventa, estos especialistas apostaron por el titanio, un material ligero y de gran calidad. Al mismo tiempo, se especializaron en la protección balística de los cuerpos policiales de intervención. Décadas de investigación y desarrollo, diversas patentes y métodos de producción especiales constituyen la base del espíritu innovador de la empresa, convirtiéndola en líder del mercado centroeuropeo.

Contacto de prensa

Ingo Leßmann
SK medienconsult GmbH
Tel.: (+49) 0211-557945-0
ingo.lessmann@sk-medienconsult.de